Comentario del Evangelio, San Mateo 10,16-23 CATOLICO

1009

“Los envío como a ovejas en medio de lobos: sean entonces astutos como serpientes y sencillos como palomas”.

El Señor aconseja actuar con prudencia. Prudencia es la virtud que ordena todas las acciones al debido fin, y para ello busca los medios convenientes de modo que la obra salga bien hecha, y por tanto, agradable al Señor.

Recordemos que el mundo llama bienaventurados a los que abundan en riquezas y honores, que viven regocijadamente y no tienen ocasión alguna de padecer. Osea a los que no tienen problemas.

En cambio para el discípulo de Cristo, los problemas lo hacen bienaventurado, porque son ocasión de santificarse y ganar la vida eterna.

Por ello estamos llamados a sufrir con paciencia las burlas, improperios y persecuciones por la fe y ley de Jesucristo.

También te puede interesar: Oración al Señor de los Milagros de Perú

No hay duda que Las contradicciones están en la vida de todos los hombres, es ley de vida, pero el cristiano está llamado a llevarlas por Cristo y por amor a Él.

El Señor advierte que no será fácil, pero más allá de la dificultad no deja de invitarnos a salir. Vamos como ovejas en medio de lobos. Es decir, no es nada fácil.

Los lobos nos estarán rondando, siempre al acecho. Por ello, seamos prudentes como las serpientes, y sencillos como las palomas.

Con la prudencia y sencillez la inteligencia brilla en nuestra vida por la gracia de Dios y por más que aparezcan los lobos, las puertas de la gracia se abren para desactivar nuestro orgullo y dejar que Cristo sea en nosotros.

No olvidemos las palabras de Jesús que nos prometió: “Yo estoy con ustedes todos los días hasta el fin del mundo”.

Por tanto, seguros y confiados en el Señor.

Presbítero Daniel Cirrincionepadre daniel

El Padre Daniel desde hace 19 años es sacerdote en la prelatura del Opus Dei, y doctor en Derecho Canónico. Ha desarrollado una intensa y variada labor pastoral, con gente de toda condición, edades y situaciones.

1 Comentario

  1. Qué hermosas palabras.Nos anima y predispone para el bien vivir.Gracias padre Daniel Dios lo bendiga y continue estando con nosotros, no nos falten nunca sus palabras.

Comments are closed.