Comentario del Evangelio, San Juan 3: 16-21 CATOLICO

1520

Buenos días.

El Evangelio del día tiene palabras fuertes. La palabra de Dios nos dice que el Padre dió a su Hijo único al mundo por amor.

Sin duda, son palabras que no nos dejan indiferentes.

Dios que nos ama, nos da al amor de sus amores: envía su Hijo, que viene al mundo para darse por completo por nosotros y darnos la salvación.

En nosotros queda descubrir ese amor y responder con amor al Amor que da su Vida por nosotros.

Al amor se corresponde no con sensiblería ni erudición, sino con el obrar conforme a la voluntad del Amor.

Así, “todo el que obra la verdad, va a la luz, para que quede de manifiesto que sus obras están hechas según Dios”.

También te puede interesar: Oración a la Divina Misericordia

Escuchando la voz del Amor que se entrega, dirigimos la mirada de nuestro corazón a Jesús Crucificado y sentimos dentro de nosotros que Dios nos ama, nos ama de verdad, y ¡nos ama mucho!

Esta es la expresión más sencilla que resumen todo el Evangelio, toda la fe, toda la teología: Dios nos ama con amor gratuito y sin límites. Así nos ama Dios.

Todo el misterio Pascual que hemos vivido resume la prueba suprema del amor de Dios por nosotros.

“Así de grande es la misericordia de Dios, porque nos ama, nos perdona con su misericordia, Dios perdona todo y Dios perdona siempre”.

Esta es la verdad que tenemos que hacer vida de nuestras vidas:

Dejarnos empapar por el amor de Dios «que entregó a su Hijo unigénito» y buscar corresponderle con nuestra entrega generosa.

Bendiciones.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here