Evangelio explicado 24 de Enero de 2017

Comentario del padre Daniel al Santo Evangelio según san Marcos 3, 31-35

53
Evangelio explicado 24 de Enero de 2017

Jesús quiere hacer de cada bautizado, un miembro de su familia.

El es Dios, por lo tanto en ese deseo divino, no quiere reemplazar su sagrada familia, ni tampoco la nuestra, sino que nos hace parte de una familia que sobrepasa a todas.

Cristo, desde su Cruz, nos redime y nos hace hijos adoptivos de Dios. Y así desde el Señor, todo es renovado.

Nos enseña el Papa Francisco que:

“Es preciso custodiar esta alegría sin dejar que nos la roben. El maligno ruge como un león tratando de devorarla, arruinando todo lo que estamos llamados a ser, no por nosotros mismos, sino por el don y al servicio del Pastor y guardián de nuestras almas.

La esencia de nuestra identidad se ha de buscar en la oración asidua, en la predicación y el apacentar. No una oración cualquiera, sino la unión familiar con Cristo, donde poder encontrar cotidianamente su mirada y escuchar la pregunta que nos dirige a todos:

“¿Quién es mi madre y quiénes son mis hermanos?”. Y poderle responder serenamente:

“Señor, aquí está tu madre, aquí están tus hermanos. Te los encomiendo, son aquellos que tú me has confiado”.

La vida del pastor se alimenta de esa intimidad con Cristo”. (Francisco, 23-IX-2015).

También te puede interesar: La oración a la Madre de Dios

Cuándo Jesús dice:»¿Quién es mi Madre y mis hermanos?… Quien cumpla la voluntad de Dios. Nos está diciendo a la vez: ¿Y quién cumplió mejor Voluntad de Dios sino María?

Su Madre, Ella fue la siempre fiel. Por eso la puso de modelo.

Cuando nos ponemos a la escucha de la Palabra y buscamos hacerla nuestra, somos aquel que llegue a cumplir los deseos de su Padre podrá asemejarse a aquella Madre.

Ella con su vida de seguimiento a Dios ha logrado vivir identificada plenamente a los deseos del Señor.

Estamos llamados a formar parte de Su Familia. Por tanto, somos esos benditos llamados Hijos de Dios. Basta con luchar cumplir su voluntad en todo momento.

Bendiciones

Lee también: Frases para incendiar de amor nuestro corazón por la fe.

Presbítero Daniel Cirrincionepadre daniel

El Padre Daniel desde hace 19 años es sacerdote en la prelatura del Opus Dei, y doctor en Derecho Canónico. Ha desarrollado una intensa y variada labor pastoral, con gente de toda condición, edades y situaciones.