Evangelio explicado 22 de Diciembre de 2016

Evangelio según San Lucas 1,46-56.

44

Buen día.

Continúa el evangelio con el pasaje de ayer. Ahora la atención está puesta en el Magníficat de María. Ella, nuestra Madre canta al saberse beneficiada de la gracia más extraordinaria que nunca ninguna otra mujer ha recibido y recibirá: dará a luz al Redentor, el honor más alto nunca concedido a una persona. Y Ella lo recibe llena de fe, con una total sencillez y humildad, dándose cuenta de que todo es gracia, regalo.

También te puede interesar: Rezar el Magnificat

Dice Francisco: “La fe es el corazón de toda la historia de María; ella es la creyente, la gran creyente (…). María cree y proclama que Dios no deja solos a sus hijos, humildes y pobres, sino que los socorre con misericordia, con premura, derribando a los poderosos de sus tronos, dispersando a los orgullosos en las tramas de sus corazones. Y ésta es la fe de nuestra Madre, ¡esta es la fe de María! El Cántico de la Virgen también nos permite intuir el sentido cumplido de la vivencia de María: si la misericordia del Señor es el motor de la historia” (Francisco, 15-VIII-2015).

Estamos llegando ya al final del tiempo de Adviento, que es un tiempo de conversión y de purificación. Hoy es María quien nos enseña el mejor camino, que es meditar el Magnificat, la oración de nuestra Madre, buscando y queriendo hacerla nuestra.

Bendiciones.

LEE TAMBIÉN el EVANGELIO DEL DÍA, y las lecturas del día.

Lee también: Oración a María Reina de los ángeles

Presbítero Daniel Cirrincionepadre daniel

El Padre Daniel desde hace 19 años es sacerdote en la prelatura del Opus Dei, y doctor en Derecho Canónico. Ha desarrollado una intensa y variada labor pastoral, con gente de toda condición, edades y situaciones.

1 Comentario

Comments are closed.